Método POSE ¿Qué es y en qué consiste ?

El POSE o CIRUGIA ENDOLUMINAL  es una opción de tratamiento de
del sobrepeso menos invasiva y más segura para tratar la obesidad. La intervención se realiza por vía endoscópica, lo cual significa que no hay ningún tipo de incisión con las ventajas que ello representa.

La cirugía endoluminal se basa en el concepto de reducir la capacidad del estómago con el fin de ayudar al paciente a que se sientan saciados antes y que consecuentemente absorban menos calorías. Lo que permite la nueva técnica es poder llevar a cabo este procedimiento sin necesidad de hacer incisiones en el abdomen del paciente.

El procedimiento quirúrgico se realiza mediante un endoscopio flexible  y la plataforma IOP (Plataforma de operación sin incisión ), en definitiva, nuevas posibilidades técnicas e instrumentales para poder realizar procedimientos quirúrgicos avanzados a través de las vías endoscópicas habituales.

De esta forma el endoscopio y los instrumentos de IOP  se introducen a través de la boca hasta llegar al estómago. A partir de aquí, nuestro equipo médico puede reducir la capacidad del estómago del paciente por vía oral ( sin incisiones). 

La técnica que se emplea consiste en llevar a cabo una serie de pliegue en el estómago que contribuyen a disminuir la capacidad del mismo y consecuentemente aumentar la capacidad de que el paciente se sienta saciado antes.


















Como cualquier otro tratamiento destinado a conseguir una pérdida de peso, el proceso y/o tratamiento no se acaba una vez realizada la cirugía endoluminal (es decir la reducción del estómago) sino que es necesario que el paciente cumpla con la dieta, ejercicios y recomendaciones de cambios de hábitos que le indique el equipo médico.


Este tipo de intervención se recomienda especialmente para aquellos pacientes con sobrepeso u obesos con índices de masa corporal (IMC) comprendidos entre los 34 y 40 kg/m2; que han fracasado con los tratamientos dietéticos. También puede ser adecuada para aquellos pacientes a los que el balón intragástrico o la cirugía bariátrica no les haya funcionado o que no quieran someterse a cirugías mayores.